martes, 7 de marzo de 2017

Día 7: Estamos cambiando.

  "Yo te ruego 
que hagas con estos siervos tuyos
 una prueba de diez días. 
Ordena que nos den de comer legumbres, 
y que nos den de beber agua.”
 Daniel cap. 1:12

Reflexión:
Una Navidad me regalaron un vestido precioso. Cuando quise usarlo, ay, no era mi talla.
Debería iniciar los cambios para bajar un par de imprudentes kilos que dejó el pan con nueces y otras delicias gourmet  de las celebraciones que no se pueden evitar.
Dejar algo en beneficio de un propósito.
¿Qué has dejado en estos días?
¿Lograste algo positivo?
¿Ha sido el "ayuno de Daniel" una elección acertada?
Una amiga me comenta con pena, "rompí mi promesa y no seguí".
Otro me cuenta, "he provisto la despensa con una variedad de frutos secos que parezco negocio".
Un matrimonio me informa, "esta semana está dedicada a los porotos, la próxima a las lentejas y la tercera a los garbanzos en todas sus versiones".
¿Quién dijo que los cambios serían fáciles?
Daniel arriesgó su vida por su alimentación "kosher".
El jefe que los cuidaba también tuvo sus reparos. «Tengo miedo de mi señor el rey quien ordenó que ustedes comieran estos alimentos y bebieran este vino. Si se vuelven pálidos y delgados en comparación con otros jóvenes de su edad, temo que el rey mandará a decapitarme». (Daniel 1:10)
Con los reyes no se puede andar uno con remilgos.

Me gusta la historia de Eric Liddell. Si tienes interés la puedes leer en este link:
blogs.20minutos.es
 "Con el paso del tiempo, Eric decidió dedicarse al atletismo en exclusiva y marcó un evento en su mente: los Juegos Olímpicos de París en 1924. Liddell era especialista en los 100 metros, pero cuando se enteró de que la final de la prueba se disputaría un domingo, renunció a disputarla (por motivos religiosos; el domingo es el Día del Señor). Así las cosas, Liddell decidió que competiría en otras dos distancias, los 200 y los 400 metros. Como no era su especialidad, nuestro protagonista entrenó duro para llegar lo mejor preparado posible.
Y llegó el día de la carrera de los 400, en los que Liddell no era ni mucho menos el favorito. Al parecer, un masajista estadounidense le entregó al escocés, poco antes de empezar la carrera, una nota con el texto del libro de Samuel: “Aquel que me honra será honrado por mí”. En efecto, Liddell ganó la carrera, llevándose el oro, y batiendo el récord del mundo, con una marca de 47,6 segundos (más de cuatro segundos que el récord actual, que ostenta Michael Johnson.)"

Admiramos a personas como José, Daniel, Liddell.
¿No somos nosotros creados de la misma especie?
¿No está el Espíritu Santo en nosotros?
¿Qué impide que tengamos el  coraje  de cambiar?
Oro  y pido con el apóstol Pablo: "No ceso de dar gracias por vosotros, haciendo memoria de vosotros en mis oraciones, (…)  para que sepáis cuál es la esperanza a que él os ha llamado, y cuáles las riquezas de la gloria de su herencia en los santos, y cuál la supereminente grandeza de su poder para con nosotros los que creemos, según la operación del poder de su fuerza, la cual operó en Cristo, resucitándole de los muertos y sentándole a su diestra en los lugares celestiales, ..." (Efesios 1:15-20, énfasis mío)

Oración: Oramos por los Ministerios Nacionales, Distritales y Locales, que Dios les conceda gracia y sabiduría para llevar adelante la labor asignada, en armonía con el Proyecto Nacional. Amén.

***********************************
Bonus
Tal vez esta nota sirva en tu Ministerio:
10 razones por las cuales la gente se resiste al cambio.
http://henkaconsulting.com/10-razones-por-las-cuales-la-gente-se-resiste-al-cambio/

 **********************************
Receta sugerida:
Hamburguesas de lentejas
O guiso de lentejas.
 http://www.vegetarianismo.net/recetas/hamburguesas-lentejas.html







No hay comentarios:

Publicar un comentario